«Asonadas bailables» nueva forma de atacar a la Policía en el Distrito de Aguablanca. (+videos)

La Policía Metropolitana de Cali le sigue la pista a los creadores de una canción de salsa choque que se ha convertido en una especie de himno para el desacato de la autoridad en algunos barrios del oriente de la capital del Valle.

El ritmo desató lo que algunos han llamado ‘asonadas bailables’ y que han quedado registrados en videos que se han hecho virales en las redes sociales.

En las imágenes se puede apreciar cómo los uniformados llegan a atender situaciones de orden público y luego son rodeados por decenas de jóvenes que les comienzan a cantar y a bailar alrededor.

Ante esto, el brigadier general Hugo Casas, comandante de la Policía Metropolitana de Cali, rechazó lo que está sucediendo con los uniformados.

“Son situaciones que surgen por los controles que estamos efectuando, especialmente en el distrito de Aguablanca donde controlamos fiestas callejeras que inician los viernes y se extienden hasta los sábados y domingos”, dijo el general Casas.

“Estas fiestas dejan implicaciones graves en temas de orden público, en temas de muertos y heridos por consumo de licor, ruido y taponamiento de vías”, agregó.

Según el oficial, los controles continuarán en estos barrios del oriente de la ciudad ya que se ha logrado reducir los índices de violencia.

“Hemos hecho controles, capturado bandas y trabajado con la Fiscalía. Se han sancionado personas basados en el Código de Policía que han permitido la reducción de homicidios y lesiones personales”, precisó el general Casas.

El comandante de la Policía precisó que, en algunas ocasiones, incluso, han tenido que pedir apoyo del Esmad para evitar el cierre de vías y la instalación de grandes equipos de sonido.

“Se han presentado asonadas, pero las hemos logrado controlar con el Esmad, así lo haremos y lo seguiremos haciendo”, indicó.

Entre tanto, el oficial aseguró que ya tiene identificadas a cuatro personas que aparecen en el video de Youtube donde se hacen constantes los insultos a los uniformados.

“Hay un delito que es la injuria por lo que podrían ser sancionados y judicializadas. Ya tenemos cuatro personas identificadas a quienes les vamos a establecer acciones jurídicas y legales”, concluyó el general Hugo Casas.

Fuente: Blueradio

Comenta esta publicación:

comentarios:

También te podría gustar...

error: Content is protected !!