Obreros encuentran tesoro mientras demolian una antigua casa.

Unos obreros que iban a demoler una casa en Pont-Aven, en el oeste de Francia, descubrieron un tesoro de 600 monedas de oro belgas, hallazgo que resulto toda una sorpresa.

Asimismo, cuando estaban a punto de tirar una casa deshabitada, los trabajadores descubrieron un recipiente de plomo con el tesoro.

En el interior, se hallaron 600 monedas de oro belgas de 1870, con la efigie del rey belga Leopoldo II.

Según indicó a un corresponsal de la AFP. El propietario de la casa dijo “no estar sorprendido, ya que su abuelo acostumbraba a coleccionar cosas”.

Dividiendo el botín

Finalmente, se pudo conocer que el valor del hallazgo supera los 100.000 euros.
Según el código civil francés, el tesoro debe ser repartido en partes iguales a los afortunados. Es decir, mitad a las personas que lo encontraron y la otra a los dueños del terreno donde fue descubierto.

Comenta esta publicación:

comentarios:

También te podría gustar...

error: Content is protected !!